Reforma del Estatuto de los trabajadores

by

Al final decretazo, después de dos años, más o menos, no se precisar el tiempo exacto en que comenzaron las reuniones entre sindicatos y patronal para lograr la reforma laboral, se llega a esto, a que el gobierno pronuncie un Decreto-Ley, que dirán lo que quieran pero, solo beneficia a una de las partes, a la patronal que, consigue lo que pretendía desde el principio, el abaratamiento económico del despido y que quede en sus manos la decisión del mismo.

El Estatuto de los Trabajadores es una ley, pero entiendo que es una ley especial, al menos hasta el momento lo ha sido. No es una ley que se deba debatir únicamente en el Parlamento por la clase política, ya que lleva una dosis muy importante de sensibilidad, como es la sensibilidad del trabajo y del trabajador. Es una ley que se debe crear, y reformar si es necesario, pero,  siempre con el consenso de los representantes de los trabajadores.

La economía de este país está basada en el libre mercado, por lo tanto quien quiera puede abrir aquí un negocio o una industria, sea nacional o extranjero, siempre que cumpla las leyes y normas que hay establecidas. En el caso, que tenga que contratar a trabajadores, tendrá que regirse por la ley del Estatuto de los Trabajadores. Si las leyes existentes no las considera de su satisfacción, está en su derecho en no invertir, y por lo tanto no crear puestos de trabajo ni riqueza en el país, es su derecho. Puede buscar el beneficio del capital que tiene en disposición para invertir en otro lugar.

Pero el trabajador no, el trabajador no invierte su capital, sino que lo que invierte es su fuerza, la fuerza de su trabajo. El gobierno por lo tanto debe de legislar proyectando las leyes a favor de la persona no del capital. Porque si el capital da la espalda a un país el Gobierno, en defensa de la economía de todos, debe poner capital para formar empresas e industrias, y de esa manera crear los puestos de trabajo necesarios para la ciudadanía. Eso se llama empresa pública pero, de eso ya no nos queda, la derecha ya se encargo, cuando gobernó, de repartírselas a base de privatizaciones, porque eran rentables.

Pienso que España necesita una Reforma Laboral y Empresarial, porque de lo que es de la parte empresarial no se habla nada y, una cosa es ser empresario y otra cosa es ser especulador. Ser especulador no es ningún menosprecio, es aquel que comercia o negocia para lograr un beneficio, y empresario lo es quien dirige una empresa o sociedad, industrial o mercantil. Mi opinión es que necesitamos más de la reforma empresarial que comercial.

Personalmente esperaba –puede que fuera algo iluso- una reforma que conllevara una nueva estructura de nuestro sistema productivo, y a partir de ahí, que surgieran unas nuevas líneas maestras laborales. Más mal que bien o, más bien que mal, era lo que esperaba. No me cavia en mi cabeza el que se hiciera una reforma laboral sin base alguna para crear empleo, porque ¿no me irán a decir que se han creído que la Reforma Laboral que ha presentado el Gobierno generara empleo? Eso, no se lo creo ni el Ministro de Trabajo Celestino Gorbacho que ya ha dicho en unas declaraciones a la prensa que el plan no es generar empleo sino el que no se siga perdiendo.

Quieren hacernos creer a los trabajadores que, con 33 días de indemnización, o de 20, si se demuestran perdidas, -que se demostraran- por despido, en vez de los 45 actuales incrementaran los puestos de trabajo. Pues no será así, y si habrá más contratos indefinidos será por la sencilla razón de que, desde hoy, es más barato despedir, porque de fácil ya lo era.

Lo que el Gobierno ha hecho ha sido la reforma del Estatuto de los Trabajadores, de acuerdo con una parte empresarial, la de las multinacionales, que en contra partida acogerán un escaso número de trabajadores, los cuales harán bajar el índice de número de parados de las listas del INEM, y junto con los que artos de esperan un lugar de trabajo se han espabilado por su cuenta dándose de alta de autónomos para realizar, muchos de ellos, chapuzas por su cuenta a la espera de la oportunidad de un empleo, que a buen seguro no llegará. Ambos crearan el espejismo de la remontada económica. Mentira y engaño.

Se han leído, que no estudiado, el Estatuto de los Trabajadores y, allí donde pone 45 han puesto 33, con una coletilla que dice probabilidad acentuada de 20 y siempre menos 8 que paga el gobierno. Se han dado un paseo por el resto de las páginas para insertar la parte de compromiso que deben cumplir las multinacionales y, ¡eureka! Reforma hecha. A presentarla en la UE.

No piensen que lo que escribo es una simplería, que no lo es. El Gobierno ha hecho un acuerdo con las empresas que pueden acoger mano de obra –que no es lo mismo que generar empleo- que no son otras que las multinacionales, para que creen empleo a cambio de abaratar el despido y cambiar la forma de hacerlo y, casi seguro otros acuerdo que no se habrán hecho público, pueden que sean de asunto fiscal, algún día se verá. El ejecutivo, supuestamente, lo que pretende es ganar tiempo para que amaine el temporal y pueda encontrar alguna solución, porque en este momento no la tiene. Si encuentra la solución, empezaran a producirse despidos en las empresas multinacionales que, hoy contratan, para pasar los trabajadores a otro mercado laboral.

Tenía la ilusión de que se iba a poner la primera piedra para una reforma laboral que fuera sostenible en el tiempo. Aunque sabía que mis hijos no llegaban a tiempo de disfrutarla, mis nietos sí que podrían vivir con fututo, no me engañaba sabía que la reforma necesitaba tiempo, pero se debía instalar la primera piedra y no se ha instalado.

La huelga anunciada, una pantomima, para hacernos creer que nos tienen en cuenta y que somos alguien.

Saben que, a la hora de votar, que voten ellos, los políticos derechones, nacionalistas trasnochados, chupones, chorizos de guante blanco, y poltroneros de sillas ministeriales, secretarias, alcaldías, concejalías, etc., etc. Y otras gentes de mal vivir Ya sabemos quienes saldrán, pero es igual. Resultara gratificante ver como se presentan en la UE, con un 15% de presencia en las urnas del censo electoral, no creo que fueran muchos más. Seguro que lo harían sin sonrojarse porque esa clase de gente no conoce la vergüenza, por eso siguen en donde están. 

Al menos que el Gobierno no nos engañe, no han hecho la Reforma Laboral, han reformado algunos puntos del Estatuto de los Trabajadores que incluso pudiera ser anticonstitucional, ya que, aun que es una ley, este es, también un Estatuto.

 Menos palabras lisonjeras y zarandajas que hablen para que los entandamos todos.

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 567 seguidores

%d personas les gusta esto: